Sienta el placer de ostentar la diferencia